The news is by your side.

Miguel A. Andelo, acosado por denunciar a la Escuela de Hostelería de Granada

Ha denunciado las que considera actividades ilegales en un centro financiado con dinero público.

Soy Miguel A. Andelo, Profesor  Técnico de Formación Profesional de Cocina del CPIFP Hurtado de Mendoza, Escuela de Hostelería de Granadaantes un gran apasionado de la Gastronomía, de darla a conocer, disfrutarla y trasmitirla, ahora, desde hace ya tiempo, pero concretamente desde hace uno6 años, me convertí en denunciante de corrupción, y por ello ACOSADO de manera administrativa, política, policial y sobre todo judicialmente en la actualidad; a tal nivel, que debí abandonar Granada, mi casa habitual, mis médicos, mis amigos, mis alumnos..Toda mi vida.

Desde entonces y debido a una gran enfermedad y por prescripción médica, debo tener mucho reposo y tranquilidad; siempre en guardia, cuando los facultativos me permiten y sobre todo el gran menoscabo psicofísico que padezco.

He sido y soy acosado, por negarme a colaborar en el mantenimiento y explotación del negocio de RESTAURANTE, BAR/CAFETERÍA, COMIDA PARA LLEVAR, VENTA DE ALCOHOL, etc., que se lleva a cabo en la Escuela de Hostelería de Granada,  negocio paralelo a la actividad docente y camuflado por la misma, en el que se da “competencia desleal” con otros establecimientos hosteleros, utilización del alumnado (incluidos menores de edad) como mano de obra gratuita en  una posible “relación laboral encubierta” e “intrusismo profesional”;  Produciéndose todo ello en tiempo de recreo, ocio, descanso, juego y de estudidel alumnado. Y NO de forma voluntaria.

A pesar de oponerme y denunciarlo ante las autoridades educativas responsables del Centro, estas, no solo no han impedido lo que a mi juicio es una actividad ilegal, sino que han intentado acallar mi voz y han cargado contra mi persona, de forma cruel, injusta y desmedida; extendiéndose la situación de acoso incluso a la “Consejería de Educación” y hasta el propio “Ministerio” al negarme el amparo y auxilio, que como docente que denuncia irregularidades, merezco.

 

He sido y soy acosado, por negarme a colaborar en el mantenimiento y explotación del negocio de RESTAURANTE, BAR/CAFETERÍA, COMIDA PARA LLEVAR, VENTA DE ALCOHOL, etc., que se lleva a cabo en la Escuela de Hostelería de Granada…

 

Por ello he recibido tres denuncias falsas en las que se me acusa de haber realizado AMENAZAS DE MUERTE, una de ellas, del día 06/10/2014, sin que a día de hoy, aparezca en mis antecedentes policiales, prueba de las patrañas contra mi persona. Estas denuncias falsas fueron archivadas, sin mi conocimiento, por las mujeres del Director y Vicedirector de la Escuela de Hostelería de Granada, en la que yo trabajaba, siendo las referidas denuncias interpuestas por el propio Director, con el ánimo de coaccionarme para impedir que desvelara las irregularidades dentro de la Escuela, creándose esta situación en extremo rocambolesca.

No fueron las únicas, sufrí la incoación de un expediente administrativo (advertí que se daría y así fue) por parte del Servicio de Recursos Humanos y la Inspección Educativa, a instancia del Director del CPIFP Hurtado de Mendoza y dos querellas por injurias y calumnias, interpuestas por el mismo Director que todavía siguen vivas en los juzgados, a pesar de contener gran cantidad de posibles estafas e infracciones procesales, en las que solicita que se me condene a pagarle 100.000 € de multa y a dos años y medio de cárcel, tan solo por decir la verdad y probarla, como en adelante demostraré.

La Fiscalía me reclama 52.000€ y el juzgado que aprovisione 26.000€ (cantidades abusivas al estilo de las reclamadas a Daniel Tejero Navas, policía local de Puente Genil, con la pretensión de que abandone mis denuncias por irregularidades muy graves) en lugar de parar un procedimiento, actuando como Ministerio Público, en el que se me causa “indefensión” y vulneración de la tutela judicial efectiva, contraviniendo el Art. 24 CE que es un derecho fundamental, a pesar de ser un proceso viciadísimo y faltarle  pruebas, documentos y archivos varios, es decir, estar el expediente incompleto al extremo de no contemplar ni siquiera las declaraciones en sede judicial de tres de mis alumnos, que supuestamente me beneficiaban, y sí la de un alumno “aprobado de despacho” fraudulentamente, que declaró que yo comentaba en clase las irregularidades del centro educativo y criticaba a la dirección, siendo esa aseveración totalmente falsa.

 

Solicita que se me condene a pagarle 100.000 € de multa y a dos años y medio de cárcel, tan solo por decir la verdad y probarla, como en adelante demostraré.

 

Ante ciertos abusos e injusticias vividos en los juzgados, con la connivencia de  abogados y procuradoras varias, LAJ, Jueces y funcionarios, y al unirme a una denuncia interpuesta por varios alumnos contra la Dirección del Centro (por cobrarles por un manipulador de alimentos y el uso de taquillas), no se me citó, ni se me dejó declarar en sede judicial, como funcionario de carrera, ni como ciudadano, privándome de un derecho fundamental como es el de ser escuchado y dejarme aportar pruebas, vulnerando mi derecho a un proceso justo, a la justicia justa, garante de derechos, objetiva, trasparente, así como contraviniendo el principio constitucional de “igualdad de armas” y de “contradicción”.

Ante tantos abusos e injusticias comenzamos a realizar indagaciones por nuestra cuenta y Luis Escribano nos indicó diferentes vías u organismos a través de las que poder obtener información y documentos, como el Consejo de Transparencia de la Junta de Andalucía; tras esto realizamos una denuncia ante la Fiscalía Especial Contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada, por tener nexos y tipicidad,  que resolvió que no era competente y remitió la causa a la Fiscalía Provincial de Granada, cuyo Instructor, entre otras se permitió incumplir su Estatuto y el Art. 124 CE y así se recoge en su Decreto de archivo, que se produjo sin investigar, ni indagar sobre lo denunciado y cito literalmente “..fueron archivadas sin practicar diligencia alguna…”Se elevó reclamación al Fiscal Jefe, pero ratificó y mantuvo lo decretado por el instructor.

Todo ello nos hizo profundizar y comenzamos a obtener gratas y sorpresivas noticias como alertadores y denunciantes de corrupción y no por el cumplimiento de los diferentes servidores públicos y las administraciones implicadas. Siendo todo lo recibido, muy desagradable y permitiéndose que sigan las irregularidades en la Escuela de Hostelería de Granada.

 

Ante tantos abusos e injusticias comenzamos a realizar indagaciones por nuestra cuenta y Luis Escribano nos indicó diferentes vías u organismos a través de las que poder obtener información y documentos, como el Consejo de Transparencia de la Junta de Andalucía…

 

En Mayo de 2017 se interpuso denuncia ante el Ayuntamiento de Granada por el funcionamiento irregular del CPIFP Hurtado de Mendoza, y sin dejarnos ser parte en el procedimiento de la denuncia y de forma abusiva e injusta, no resolvió de forma expresa, ni contestó a la misma, en marzo de 2018 interpusimos queja ante el Defensor del Pueblo Estatal y el mismo notificó la imposición de sanción al centro educativo de 6.000€ a 30.000€ por carecer de licencia y permisos, para el negocio de RESTAURATE yBAR/CAFETERÍA (en el recreo, hora de estudio y juego de los alumnos), y el ahora tan celebrado servicio de COMIDA PARA LLEVAR. Todo ello dándose en complicidad con la Federación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Granada, Sindicatos, CGE, Inspectores, Jefe de RRHH de la Delegación de Educación de Granada.Todos ellos, a su vez, clientes y usuarios del comedero. Los representantes del profesorado en dicho centro educativo, no se eligen desde el año 2008, a pesar de la ley dictar otras.

Esto no acaba aquí, se solicitó a la Consejería de Salud, el expediente íntegro de “Registro Sanitario” del Instituto de FP, que es preceptivo y obligatorio para el negocio de venta y expedición de comidas; siendo la realidad que, a día 29/01/2018 dicho centro educativo NO tenía ese requisito indispensable para esas actividades y otras. Casualmente, ahora no encuentran las tasas de haber pagado la solicitud para poder impartir el Curso de Manipuladode Alimentos.

Se solicitó la contabilidad de dicho Centro Educativo Público, comprobando que era todo un despropósito, que nada tenía que ver con  el buen hacer y cumplimiento de las normas y leyes y entre otros el Art. 103 CE y las leyes de procedimiento administrativo, que asimismo la Delegación de Educación de Granada NO observaba  las normas y menos los responsables del CORTIJO HURTADO, como así lo llamaban los alumnos y que ahora  entiendo. Pudimos ver y comprobar como el programa de gestión de los centros educativos (SENECA), era manipulado y manipulable, incluso a la carta. Nos entregaron en enero de 2018, un INVENTARIO vacío, de este curso 2018/2019; no mucho más contenían los de otros años, resultando muy extraño al tener en cuenta que este centro educativo público, fue reformado en el año 2008  e inaugurado por el  Presidente de la Junta de Andalucía, Sr. Chaves,  en Noviembre de ese mismo año, y la inversión rozó casi los 5 Millones/€ y la nueva dotación cerca de 1.200.000Recordando que ese centro educativo cumplió en 2016 su CINCUENTA ANIVERSARIO, es decir, algo de material, útiles y herramientas tendría.

Además de todo lo referido anteriormente, en pleno siglo XXI, el CPIFP Hurtado de Mendoza, la Escuela de Hostelería de Granada, a pesar de tener una cifra de operaciones  torno a los 400.000 € entre dotación de la Admón. Educativa y la facturación propia que genera el Restaurante haciendo uso de su autonomía financiera, resulta extraño que no tenga una línea de Internet con capacidad para atender las necesidades de sus alumnos, así como suficientes aulas dotadas de ordenadores para garantizar el derecho que asiste a los mismos al acceso de las TIC en la práctica educativa (reservas on line, gestión con programas informáticos, facturacióny cobro con tarjeta de crédito en el comedor, investigación en cualquier área del saber, …) y al uso seguro de internet en el instituto; y sin embargo su equipo directivo tenga contratadas 7 lineas móviles, cuando el máximo autorizado en los centros públicos es de una línea móvil. En el CPIFP Hurtado de Mendoza no se pueden celebrar las Pruebas Libres de su Familia Profesional porque la red de Internet no soporta la conexión simultánea de los ordenadores que se necesitan para ello. El alumnado no tiene libre acceso a Internet porque la red ni siquiera soporta la escasa dotación de ordenadores del Instituto.

 

En el CPIFP Hurtado de Mendoza no se pueden celebrar las Pruebas Libres de su Familia Profesional porque la red de Internet no soporta la conexión simultánea de los ordenadores que se necesitan para ello.

 

En cuanto a la efectividad de la aplicación de los fondos públicos, desde que se nombró el instituto como Centro Público Integrado de Formación Profesional para ser referente de la Familia Profesional de Hostelería y Turismo la institución ha caído en declive disminuyendo el número de enseñanzas (bachillerato, ESO, FPB) reduciéndose estas a los únicos Ciclos de Formación Profesional de HyT, sin llegar a incluir los Certificados de Profesionalidad de Empleo como estaba previsto, por lo que desde hace 10 años existe un agujero negro, sobredimensionando  los RRHH, dando lugar a que los directivos y jefes de departamentos tengan reducciones horarias escandalosas, habiendo varios profesores que no imparten ninguna hora de clase y bastantes profesores que no llegan a las 18 horas de clases semanales como es reglamentario.

La carencia de planificación educativa del Centro, al no tener Proyecto de Centro definido desde 2015, propicia que la institución se encuentre en un limbo administrativo y de funcionamiento, que resulta un caldo de cultivo favorable para la generación de fondos  sin fiscalización adecuada, además de las irregularidades de utilización de los recursos que deberían emplearse en la educación de los alumnos, así como a ellos mismos,  en otros fines más lucrativos.

 

Se que me enfrento a nuevas denuncias (aclarar que esto es redactado desde mi tierra), espero represalias y nuevas coacciones. Por ser sus formas y métodos, pero miedo ninguno, solo precaución. La verdad es el mayor poder.

 

Cabe mencionar que varios profesores denunciamos MOBBING, nada se hizo, se tapó, se ocultó, no se llegó a tramitar en mi caso. A día de hoy, desde 2016, no nos facilitan el expediente integro que en cumplimento de la ley se debe entregar.

Para finalizar agradecer a todos los que me apoyan, incluidos TODOS los facultativos que me asisten (aunque hay veces que me regañan), decidí dar mi vida por esta causa y así será. Mientras tenga alumnos, padres, compañeros (muy pocos), amigos y otros….que reservo a todos en el anonimato y ellos saben quienes son.  A pesar de todas la persecuciones policiales, judiciales, políticas y administrativas o los profesionales que debían defenderme/nos, darse otras. Se hará justicia y se erradicaran esos ilícitos o ilegalidades o bien se regularizarán. Que hasta la fecha el NEGOCIO ilegal, continua a toda marcha. Todo por el interés prioritario de los menores, discapacitados y en general por toda la comunidad educativa, que sufre estas injusticias y abusos. Y en el ámbito educativo no se puede permitir, ni dar.

En este duro camino, también conocí mucha gente buena, con valores, principios, Agradecer el apoyo y ayuda a Luis Escribano, Ana Garrido (gurtel), Jaime González, Daniel Tejero….

Esto me hizo ser mejor persona, mas digno y mas honesto. A pesar del alto precio que estoy pagando y la gran exposición que decidí.

 

EXDOCENTE en CPIFP HURTADO DE MENDOZA , GRANADA