Confidencial Andaluz

La Operación Nazarí o la conjura de los envidiosos

La Operación Nazarí o la conjura de los envidiosos
00:05 | 28 de agosto, 2016
Isabel Nieto avatar CA

Isabel Nieto

Desde la antigua Grecia, la envidia se representa mediante un monstruo asociado al diablo, Leviatán. La envidia provoca frustración, ansiedad y una gran hostilidad que genera discusiones y conflictos donde no los hay. Los envidiosos tienden a distorsionar la realidad con pensamientos ilusorios y entorpecen todo tipo de relación sana al tratar de manejar situaciones bajo un instinto perverso, porque sienten rencor y deseo del mal ajeno. Jacinto Benavente advertía “ es tan fea la envidia que siempre va disfrazada. Y nunca tan odiosa como cuando pretende disfrazarse de justicia”. Uno de los motores de la conjura de Granada es la envidia vestida de justicia. Envidias por intereses económicos y políticos que han encontrado amparo en un juzgado ciego.

El envidioso paranoide “conspira contra supuestas conspiraciones”, orientando su inteligencia a la perversión, buscando dejar al denunciado ante un cúmulo de pruebas diabólicas en procesos inquisitoriales mientras se cultiva el apoyo de la autoridad judicial y policial.

 

Citando al Dr. Salischiker : Aunque la envidia suele ser tratada como un trastorno “menor” en tanto el sujeto no pierde el juicio de realidad, el envidioso patológico no dudará en emplear las peores armas para exterminar a su víctima y utilizará los métodos más despreciables como la difamación . Incluso en la Clasificación Internacional de Enfermedades publicada por la OMS, que podemos consultar en Psicomed.com, encontramos estas patologías relacionadas con el perfil del denunciante falso. La CIE 10, aceptada científicamente, en los Códigos F60-F62 define una personalidad caracterizada por “Sensibilidad excesiva a los contratiempos”, “predisposición a rencores persistentes”, ”tendencia generalizada a distorsionar las experiencias propias”, ” predisposición a los celos patológicos”,”Preocupación por conspiraciones sin fundamento de acontecimientos del entorno inmediato”. El envidioso paranoide “conspira contra supuestas conspiraciones”, orientando su inteligencia a la perversión, buscando dejar al denunciado ante un cúmulo de pruebas diabólicas en procesos inquisitoriales mientras se cultiva el apoyo de la autoridad judicial y policial.

El Origen

El Alcalde de cualquier Ayuntamiento tiene potestad organizativa para crear o suprimir Concejalías y nombrar a sus Directores. Tras las elecciones municipales del año 2011, el Alcalde de Granada puso en marcha la gestión unificada de las licencias de actividades y de obras, para eliminar la duplicidad de procedimientos, creándose una nueva área con su propia organización , algo que estaba en el programa electoral del PP.

Estas novedades organizativas, siempre suponen movimientos de funcionarios y generan expectativas y envidias.
El que fue Director General de Urbanismo desde 2003 hasta Enero de 2013, que en su día llegó a abarcar obras publicas, arquitectura, ruinas, ITE, planeamiento, gestión, disciplina y licencias, y que dicho sea de paso, “quien mucho abarca poco aprieta”, no sabía disimular su inquietud ante cualquier amenaza de pérdida de poder o posibilidad de ascenso de otro que pudiera hacerle sombra o igualarle.

Estas situaciones le alteraban y en ocasiones mostraba actitudes persecutorias y a veces obsesivas contra determinados compañeros de igual cualificación pero menor rango, a los que consideraba su competencia. Justamente los denunciados. Por eso la envidia también es apuntada como la primera causa de acoso en el trabajo. Aunque después descubrimos que no era solo envidia lo que relucía, y que el comportamiento de Leviatán también era fruto de sus propios intereses económicos, para los que necesitaba la amplitud de competencias a la que se aferraba.
Tras un año de arduo trabajo organizativo para unificar los procedimientos de licencias, redactar nuevas ordenanzas, redistribuir funcionarios de las áreas de medio ambiente y urbanismo, organizar la inspección y la disciplina de forma conjunta… se culminó en Julio de 2012 designando un Director General de Licencias, cargo que recayó en funcionario de carrera, y por cierto lejano al Partido Popular, pero con sobrado mérito y capacidad. El anterior “Director Supremo”, vio reducidas algunas de sus competencias y su poder, hecho que hizo estallar el rencor acumulado contra su adversario, decidiendo incluso marcharse del Ayuntamiento. Seis meses después se marchó. El tiempo suficiente para perfilar con sus cómplices una meticulosa planificación , dando el pistoletazo de salida a la conjura el mismo día que tomó posesión en Diputación, con una denuncia sobre el parque del Serrallo que dejó sobre la mesa. Un expediente que había sido su propia responsabilidad en los años anteriores y había tramitado sin ningún reparo. Como el bombero pirómano.

El querellante patológico padece un trastorno delirante, que no cejará en su empeño hasta conseguir que le den la razón –¡su razón!– porque en realidad, no quiere que se imparta Justicia.

Previo acuerdo con algunos empresarios y algunos políticos, y asesorado por dos funcionarios, bien conocidos por su presencia en litigios municipales, Leviatán interpuso la denuncia en la Fiscalía valiéndose de la firma de un tercero, jubilado y sin capacidad económica, pero con Abogado y Procurador de pago. ¿ quien le paga ?. Esta estrategia permitió al ex Director ser llamado a declarar como testigo cualificado y como tal acudió portando un maletín lleno de papeles obtenidos del Ayuntamiento de forma irregular. Una testifical bien planificada y previamente preparada con los abogados de la acusación, que iban dándole pie para que añadiera otras denuncias variadas a la coctelera.

Y así surgió la macrocausa nazarí, la construcción de una residencia de estudiantes en el Parque Tecnológico ( cap II), el patio cubierto del Barrio de los Pajaritos (cap.IV), los techos bajos de la casa del Alcalde ( cap. VI) o el cambio de uso en el edificio Progreso( cap. VIII) y aprovecharon los conjurados también para sumar la denuncia del N-2 (cap. I) y la denuncia del Mulhacén (cap.VII), previo acuerdo con sus respectivos denunciantes a los que alentaron en su personalidad querulante.

Cada uno de los abogados personados como acusación viste un disfraz distinto. Cada uno tiene detrás a otros personajes o su propio interés oculto. Ninguno conoce los expedientes que se denuncian. Ninguno es afectado por los expedientes, pero da igual. Particulares , concejales, empresarios, abogados o funcionarios, todos tienen su motivación en la venganza, la envidia y el odio de sus representados o de ellos mismos , bien hacia el Alcalde y el concejal, bien hacia el PP , la valía del funcionario, o la empresa del vecino. Hasta el denunciante hace el papel de testigo. Y así, como en las telenovelas, se fragua la conjura de los envidiosos. Los concejales del PSOE también se sumaron, claro está, personándose en todas las causas, y utilizando la bandera de la justicia para puentear los resultados electorales.

La tela de araña de la conjura había llegado a Madrid. Desde Génova ni se inmutaron.

Y la realidad es que entre todos consiguieron a priori el respaldo de una Juez y una Fiscal, que iniciaron una macrocausa, basada en las declaraciones de un testigo protegido y de sus cómplices, sin percatarse de que una conjura siempre tiene un origen y un fin ilícito.
Y desde el más absoluto respeto por el derecho a denunciar, y por el legítimo ejercicio que de él pueden y deben hacer las víctimas de cualquier delito, hay que cuestionar este abuso malicioso de la denuncia que hacen ciertos individuos patológicos. Cuando la envidia se disfraza de justicia.

Algunos de los sujetos asociados en la conjura, están identificados desde una perspectiva forense, por su tendencia patológica a utilizar la justicia como arma. “ Cuando la envidia se disfraza de justicia”…

A modo de ejemplo, si juntamos al exdirector con el pollero, obtenemos un dúo querulante de libro. El querellante patológico padece un trastorno delirante, que no cejará en su empeño hasta conseguir que le den la razón –¡su razón!– porque en realidad, no quiere que se imparta Justicia. El psiquiatra portugués José Luis Pío, considera que “la razón y la justicia son las grandes armas del paranoico. Su razón y su justicia, porque el paranoico no está concebido para un Estado de derecho “.

La Audiencia Nacional, detecta en sus sentencias situaciones similares : “Pequeñas trivialidades pueden ser exageradas y convertidas en el núcleo de un sistema delirante”. SAN 3274/2013, de 10 de julio [ECLI:ES:AN:2013:3274]“ … de cualquier cuestión hace una interpretación errónea para incorporarlo y enriquecer su sistema delirante; pero, tal alteración no significa que estén abolidas las funciones psíquicas, y fuera de tal contenido puede tener un funcionamiento normal. Carmen Sáez Buenaventura, psiquiatra del hospital Gregorio Marañón, de Madrid ratifica : La peor de las motivaciones de una  denuncia falsa es la envidia patológica. El querulante, utilizará los ángulos más frágiles de la reputación para intentar que su objetivo se baje del pedestal en el que él considera que se le ha subido inmerecidamente. Según la psiquiatra, para estos pacientes “los malos siempre son los demás”. Pero son convincentes y no se deterioran desde el punto de vista intelectual, lo que hace muy difícil al principio distinguir entre una reivindicación justa y una obsesión pleitista enfermiza.

Es vox populi que aparte de esta conjura de andar por casa, otra a mayor escala y sin micrófonos debió fraguarse en algún despacho de alto nivel, aprovechando el caldo de cultivo existente y que alguien dio instrucciones a la policía para el golpe de efecto del día 13 de Abril.

 

Conociendo al denunciante, me atrevo a decir que su intención inicial no era derrocar al alcalde ni a la concejal, porque su obsesión se ha centrado siempre en los funcionarios que consideraba su competencia. Pero conociendo a los cómplices… los objetivos eran otros y más ambiciosos.

El PP en Génova ni se inmutó

Es vox populi que aparte de esta conjura de andar por casa, otra a mayor escala y sin micrófonos debió fraguarse en algún despacho de alto nivel, aprovechando el caldo de cultivo existente y que alguien dio instrucciones a la policía para el golpe de efecto del día 13 de Abril, confiscando y violando ordenadores personales sin autorización judicial, y retransmitiendo en directo un espectáculo que solo podía forzar unas urgentes dimisiones, de forma previa a la investigación. La tela de araña de la conjura había llegado a Madrid. Desde Génova ni se inmutaron.
Pepe Torres ya llevaba 12 años al frente del Ayuntamiento de Granada y había puesto el listón muy alto. El PSOE no le llegaba a la suela del zapato, la única oposición se basó durante años en un continuo “calumnia que algo queda” porque carecían de argumentos. Alguien de la dirección del partido Popular cometió el error de designarlo nuevamente como candidato para la alcaldía de Granada en 2015 y él no supo decir que no. Demasiado reivindicativo. Demasiado molesto…El no supo irse y sus adversarios no supieron manejar los hilos para echarlo con elegancia y con los honores que merecía, porque estamos rodeados de mezquindad y envidia.

Si Pepe Torres no hubiera aceptado, nada de esto habría pasado, porque ya no habría objetivo. Y delito, claro está, que nunca hubo.
Sócrates decía “Sería yo verdaderamente un insensato, Calicles, si no creyera que en esta ciudad a cualquiera puede sucederle lo que sea. Sin embargo, estoy seguro de que si comparezco ante un tribunal con el riesgo de ser condenado a algo de lo que tú dices, mi acusador será algún malvado -pues  ningún hombre honrado acusaría a un inocente-; incluso no sería nada increíble que se me condenara a muerte”, (Los Diálogos de PLATÓN,  Gorgias 521 d.)

Las denuncias falsas resultan muy lejanas al que nunca ha sido víctima de ellas y .cuentan con la complicidad de quien sistemáticamente piensa que “cuando el río suena, agua lleva”, sin pararse a pensar que algo sea falso o que no sea delito. Por lo pronto la Juez, ajena a la conjura, solo ha conseguido la devolución de los ordenadores y móviles confiscados sin autorización judicial, tras tener que ordenarlo dos veces y pese a la resistencia policial. Lo que nunca podrá devolver será el honor de los inocentes.

* Isabel Nieto es abogada. Ex concejal de Urbanismo está “investigada” en la Operación Nazarí

Noticias relacionadas

0 Comentarios

Aún no hay comentarios

No hay comentarios en este momento, ¿Quieres añadir uno?

Escribe un comentario

Escribe un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Ahora en Twitter

OPINIÓN

julio diaz comision invest formacion web

Comisiones envenenadas y parlamentos irrelevantes

Pablo Gea.- Microcosmos perfecto de los vicios de la política española que contemplamos con pesar.

0 comentarios
Jean-Luc Mélenchon_web

Europa se la juega en Francia

Ramón Triviño.- Apasionantes comicios, en los que sin lugar a duda, está en juego, no sólo el futuro de Francia, sino también el del conjunto de Europa.

0 comentarios
bandera_republica_congreso_web

La República es posible

Víctor Arrogante.- Fernando Valera en julio de 1977: «hasta aquí hemos resistido sin renunciar nunca, la Segunda ha caído, ¡Viva la Tercera!»

0 comentarios
incidentes:el Postigoi:GranPoder

Maratones de pánico

Clara Guzmán.- Terrorismo callejero si no habláramos en lenguaje políticamente correcto todo el día, como si bailáramos un minué.

1 comentarios

TE RECOMENDAMOS

esperanza_aguirre_llorando_web

Podredumbre sin límite

Pedro Pitarch.- Parecería que a los tres estados constitucionales de anormalidad -alarma, excepción y sitio- se ha añadido un cuarto estado: el judicial.

0 comentarios
albox_juan_pedro_perez_quiles_web

Albox, así se amenaza a un concejal

Jorge Colipe.- “Tienes dos hijas, tienes tu mujer y yo estoy perdido y no te lo perdono (…) si mi mujer tiene que ir al médico otra vez, te vas enterar”.

0 comentarios
ZabarteArregui_“Carnicero de Mondragon

El final de ETA

J.M. Sánchez Fornet.- El 7 de abril de 2017 los terroristas entregaron armas y explosivos a la “sociedad civil”, que no son más que un grupo de energúmenos.

0 comentarios
jorge_fernandez_diaz_web

¿Sirve para algo una ‘Comisión de Investigación’ ?

J. M. Sánchez Fornet. Podrían citarme a mí también, puesto que fui citado con nombres y apellidos por el ministro del Interior y por Gabriel Rufián, de ERC.

0 comentarios